El Consejo de la Magistratura de Chubut definió este miércoles en el plenario desarrollado en Trelew que la jueza penal Mariel Suárez debe ser sumariada para evaluar su destitución.

También se solicitó al Tribunal de Enjuiciamiento que Mariel Suárez sea suspendida en el cargo para asegurar los intereses institucionales involucrados y preservando la credibilidad en el sistema judicial.

Esta es la conclusión de la comisión de admisibilidad luego de la escandalosa situación registrada en el Instituto Penitenciario de Trelew cuando visitó al detenidos Mai Bustos. La magistrada fue denunciada desde diferentes sectores ante a presunción que mantiene una relación cercana o íntima con Bustos a quien acaba de juzgar por el asesinato del policía Tito Roberts.

La Jueza Mariel Suárez será sumariada y piden suspenderla del cargo

De acuerdo con lo informado por ADNsur, la acusación es por la posible comisión de un mal desempeño de sus funciones, violación de la imparcialidad, incumplimiento de la excusación, violación de la ley de Ética Pública, y del deber de impartir justicia en las audiencias fijadas por la Oficina Judicial. 

En el sumario que evaluará las denuncias contra Suárez, se resolverá si su caso es sometido a un jury de enjuiciamiento, si es archivado o si es pasible de algún tipo de sanción administrativa.

La votación de los 14 consejeros fue unánime y ahora deberá resolver el Tribunal de Enjuiciamiento si la jueza continúa en funciones hasta que se haga el juicio.

El escándalo surgió a fines del 2021 luego de que se filtrarán las imágenes del encuentro entre la magistrada comodorense y el preso  dentro del Instituto Penitenciario Provincial (IPP). Por la cercanía entre ambos,  se habló de una relación casi afectuosa y la noticia incluso llegó hasta medios nacionales.  Suárez desmintió una relación sentimental con el preso y aseguró que lo visitaba para escribir un libro sobre él.

La Jueza Mariel Suárez será sumariada y piden suspenderla del cargo

El Superior Tribunal de Justicia confirmó que la jueza se reunió en dos oportunidades con el "preso de alta peligrosidad" los días 29 y 30 de diciembre del año pasado. Y además estableció - tras el desarrollo de una investigación, que la jueza tuvo una  conducta "deslucida y desajustada al cargo"